Al Cuña…

Pubicado enEnviar un comentarioCategoríasNotas al vuelo

Caen los recuerdos como caen las hojas en otoño bañados en una lluvia veraniega.

Recuerdos de un tiempo vivido a tu lado, sueños, ilusiones, esperanzas de todo cambio.

Y cuando ha empezado a cambiar…..has decidido dejarlo.

TU que nunca te irías. TU que exigías que te dijeran en donde estaba escrito.

Ya ves, joven amigo; porque poco ha sido el tiempo a tu lado, que de poco vale lo que queramos y que por mucho que alcemos la voz la lluvia sigue cayendo.

Sin embargo, no estamos en primavera y por mi cara caen gotas de agua, y no, querido amigo, no es lluvia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *